miércoles 27 de enero de 2021 - Edición Nº4855

Policiales y Judiciales | 23 nov 2020

Denuncias por abuso y ciberacoso

Alumnos y ex alumnos de colegio religioso marcharan pidiendo justicia

La viralización del twitter de un ex alumno del colegio religioso de calle Esquiú y Rivadavia acerca del acoso cibernético que había sufrido por parte de un profesor –tras la denuncia, fue obligado a renunciar- dejó al descubierto el calvario que muchos alumnos, tanto varones como mujeres que concurren a tal prestigioso colegio, padecieron y padecen de parte de profesores y hasta de personal del cuerpo directivo y administrativo.


Según lo informado por una de las propias víctimas, en total son tres las alumnas que se animaron a denunciar los hechos, aun cuando no se descarta que se formulen nuevas denuncias.
 
En dialogo con San Fernando Digital, una de las alumnas comentó que padecieron del acoso y abuso de algunos de los profesores (los mismo fueron públicamente denunciados en las redes sociales), desde hace mucho tiempo, cuando concurrían a las clases y que los mismos continuaron durante la pandemia.

"En uno de los actos me vestí de paisana y uno de los profe a los que denunciamos se acercó y me dijo, más que paisana, pareces una actriz hot”, comentario fuera de lugar y que al contarle a mis compañeras me dijeron que también a ellas les había realizado comentarios de este tipo.

 “Siempre que nos agachábamos, teníamos que estar cuidándonos entre nosotras, porque ahí nomás nos miraba la cola. Nos tocaba, esos sentíamos nosotras cuando nos abrazaban”. Todo esto se los dijimos en su momento a nuestros preceptores, pero nunca nos escucharon, no nos creían.

Uno de los casos, que ya está denunciado ante la justicia, lo descubrió la madre de quien actualmente es ex alumno, ya que, al rompérsele el teléfono celular, le prestó el suyo para que participara de las clases virtuales. Revisando el móvil, la mujer encontró mensajes del docente que le había enviado a su hijo, subido de tono, con contenido sexual y hasta fotos desnudo. Pidiéndole a él también fotos suyas, pero haciéndose pasar por una sobrina.

La madre realizo la denuncia y al poner en conocimiento de las autoridades del colegio, el docente habría renunciado para evitar escándalos.

Marcha

Los alumnos abrieron un grupo en la red social del pajarito, donde luego de compartir varias experiencias, algunas están denunciadas ante la justicia, acordaron manifestarse este miércoles en frente del colegio.

La convocatoria es a las 9:30 de la mañana y el lema será "no nos callamos más. Basta de abusadores en el aula".

Según explicó una de las alumnas de la organización "buscamos que las autoridades nos den una repuesta por lo que paso y siempre se los dijimos".

Denuncias virtuales y mediáticas

A continuación, el listado del personal tanto de la planta docente como directivos del colegio denunciados por los alumnos.

G. O. Les pedía a sus alumnos fotos de ellos, mando fotos desnudo de el a alumnos haciéndoles comentarios fuera de lugar como "que porno sos", "muy hot", "mira esos globos".

L. M. Les tocaba la cola a alumnas y las hablaba por redes sociales.

J. S. Les tocaba la cola a alumnas, le miraba todo el tiempo la cola y las tetas, comentarios fuera de lugar sobre sus cuerpos y su vida privada e íntima.

A. T. Denunciado por padres y madres del colegio quintana por tocar y acosar alumnos del primario.

F. S. S. Toco a alumnas, para no correrlo lo mandaron a Padua, de allí lo corrieron por los mismos hechos.

M. D. En primaria tocaba a alumnas y alumnos cuando los abrazaba.

L.D.S. Le pego a una alumna en la cola por no estar prestando atención y le dijo que "si tenía un cinto le daba con el cinto", se le informo a los directivos y no hicieron nada.

D. C. Veía porno en frente de alumnos, bajaba la mano por la espalda de sus alumnos, comentarios como ¨qué buena esta tu mama".

G.A. Le realizaba comentarios fuera de lugar a alumnas, como "sos muy hot”.

C. O. Le decía a una alumna que chupe bien el chupetín para que no se le vaya a la garganta, a otras les hizo comentarios sobre sus cuerpos y sus vidas sexuales, se les quedaba mirando la cola y los pechos.

M. V. Era normal ver al preceptor V. con nenas sobre las piernas, o caricias de más. También se sabe que en los eventos donde había menores alcoholizadas, se hacía el gracioso, se prendía a eso, haciéndose el bueno y "asistía" como un adulto que cuidaba a los chicos. Pero en realidad, manoseaba a las nenas y se aprovechaba de varias que estaban ebrias.
 
Ese acercamiento con menores, no es normal es una autoridad. La misma personalidad de "chistoso" la tenía el preceptor G. Á., D. C., D. B. que con comentarios desagradables y fuera de lugar, ponían incómodas a muchas chicas, igual que las "caricias" que hacían.

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias